5 Razones por las cuales las empresas deberían tener un programa de prevención de alcohol y drogas

admin.liberateEmpresa

Los programas para controlar y prevenir adicciones en los trabajadores se ha convertido en uno de los mayores desafíos para las empresas del país, ya que la ley en Colombia obliga a los empleadores a incluir dentro de las actividades de medicina preventiva, campañas específicas tendientes a fomentar la prevención y el control de la farmacodependencia, el alcoholismo y el tabaquismo.

Según la Fundación Libérate uno de los más importantes centros especializados en prevención y tratamiento de adicciones tóxicas y no tóxicas del país, el no contar con un programa al interior de las empresas trae graves consecuencias tanto para el trabajador como para el empleador pues afecta no solo la integridad de las personas sino también la productividad empresarial. En Colombia 3.8 millones de personas consumieron droga en su trabajo y 2 millones admitieron haber fumado marihuana en horas laborales.

“Los programas de prevención y apoyo en relación con las sustancias psicoactivas, deben realizarse obligatoriamente en cualquier empresa, independientemente de su tamaño y deberán contar con la participación de los diversos sectores de la empresa y de los empleados, respondiendo a preguntas e inquietudes de forma positiva con el fin de mejorar la situación de los trabajadores en relación con el consumo de drogas y alcohol para ello es importante conocer las actitudes y conductas de los trabajadores hacia los consumos, antes de definir los objetivos de carácter preventivo y asistencial ”, aseguró la Dra. Martha Suescún, Directora General de la Fundación Libérate.

El consumo de drogas y/o alcohol en el ámbito laboral es un tema que afecta a todas las empresas en Colombia, por eso el no contar con un programa de prevención en la empresa implica importantes perjuicios, destacamos 5 que se consideran clave:

1. Aumento de enfermedades. Las cuales están asociadas a las consecuencias del consumo, migrañas, problemas de riñón, problemas pulmonares y cerebrales empiezan a ser más evidentes en los empleados.

2. Accidentes laborales. En un empleado con problemas de consumo se empiezan a evidenciar problemas de atención y cuidado en sus labores diarias, dejando como consecuencia una mayor probabilidad de tener accidentes por mala manipulación de máquinas, por ingresar a espacios sin la protección debida etc…

3. Falta de productividad. Este factor es clave pues afecta directamente el negocio de la compañía, le genera un mayor costo y pone en riesgo la relación con los clientes.

4. El absentismo. Que es de 2 a 3 veces mayor que el resto de los trabajadores y es una de las situaciones que más preocupan a las empresas por los problemas organizativos que suscita y los costes que genera.

5. Mal ambiente laboral. Lo cual afecta a los demás empleados porque perciben que al interior del equipo existe un elemento que no contribuye al bien común y de allí se pueden generar molestas confrontaciones. El sector salud, construcción, transporte y financiero es donde se perciben los mayores riesgos asociados a esta problemática.

Salud:

En este sector los trabajadores consideran su trabajo fatigante por sus horarios extensos y conllevan a un alto grado de estrés y presión; que constituyen factores de riesgo en el consumo de alcohol y cigarrillo.

Construcción: El 70% de los trabajadores en este sector consume alcohol, generalmente el obrero distribuye su salario en gastos que cubren su rubro familiar y de transporte, entre otros; pero también hay un gasto significativo en consumo de alcohol. El consumo ocurre normalmente fuera del horario laboral, sin embargo, son cada vez más recurrentes los casos clandestinos durante las horas de trabajo.

Transporte: En este sector no se identifica un consumo recurrente de sustancias en horarios de trabajo, teniendo en cuenta que existe una conciencia colectiva referente a la gravedad y la trascendencia que suscita dicha actividad cuando está en riesgo la vida de terceros, en este caso, de los pasajeros.

Financiero: En la mayoría de los casos ocurre fuera del entorno laboral, pero es allí donde más tarde se presentan los empleados con signos de consumo de alcohol como: tufo, ojos rojos, cansancio, dificultad de concentración y malestar general.

Aparte de estos perjuicios para la empresa, la Doctora Suescún, indica las razones primordiales por las cuales los trabajadores pueden empezar a consumir este tipo de sustancias en sus trabajos.

10 FACTORES QUE TODO COLABORADOR DEBE SABER SOBRE EL CONSUMO DE SUSTANCIAS PSICOACTIVA EN LAS EMPRESAS

  • Presiones ejercidas por la sociedad para que beba o consuma drogas en el trabajo.
  • Los viajes y el alejamiento de las relaciones sociales y sexuales (largas ausencias de casa)
  • Condiciones estresantes del trabajo.
  • El empleo precario.
  • La posibilidad del desempleo.
  • Trabajo por turnos.
  • Trabajo nocturno.
  • Trabajo monótono y rutinario
  • Trabajo de alto rendimiento
  • Cansancio intenso
  • Compañeros consumidores.

* Las cifras hacen parte de la radiografía que el Estudio Nacional de Consumo en Hogares –realizada por los ministerios de Justicia y Salud, la Oficina de las Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito (Unodc) y la OEA– hizo de la incidencia de las drogas y el licor en empleados y en espacios laborales en el año 2014.

Acerca de la Fundación Libérate

La Fundación Libérate es un centro especializado en prevención y tratamiento de las adicciones tóxicas y no tóxicas y en enfermedades relacionadas, basados en el modelo Biopsicosocial. En sus 13 años de operación en Colombia, Libérate ha trabajado con más de 800 personas con problemas de adicción, y cuenta con una sede campestre al norte de Bogotá con los elementos necesarios para brindar ayuda y reincorporar a sus pacientes como miembros activos de una sociedad.

Más información sobre Fundación Libérate en http://www.fundacionliberate.org.co/